SASS-Detección de Incendios y Fugas

Detección termográfica en fase temprana

Somos expertos en Seguridad Inteligente

Nuestra experiencia aplicando SASS – Soluciones de Seguridad con Analítica Inteligente, nos permite ofrecer una amplia gama de tecnología termográfica para seguridad perimetral y detección temprana de incendios y fugas en cualquier entorno.

Tu inversión en SASS afecta directamente al ROI final de los proyectos, a través de la reducción de los tiempos de actuación y costes al aplicar un preventivo directo, dejando de depender únicamente de las inspecciones periódicas.

Además, se identifican de manera clara los problemas, se encuentran fallos de instalación u operación y se dispone de los valores reales de la temperatura para ver evoluciones, entre otras funciones.

Prevención y detección de Incendios

  • Muchos tipos de materiales son exotérmicos sin exposición a estímulos externos.
  • Su temperatura interna se puede incrementar hasta el punto de que arden de forma espontánea.
  • El incendio generado y el intenso calor pueden hacer que los materiales cercanos entren en combustión.

En definitiva, toda una zona de almacenamiento o un almacén puede quedar destruido una vez que el incendio ha comenzado.

Aunque los almacenes y áreas de almacenamiento estén equipadas con alarmas contra incendios y sistemas de extinción, estos solo comienzan a funcionar cuando se ha generado el incendio.

La termografía ayuda a detectar puntos calientes antes de que se produzca un incendio.

Las cámaras termográficas ayudan a identificar muchos problemas antes de que pueda producirse una situación peligrosa y costosa.

Estos sistemas tienen aplicación real en Almacenes, plantas de incineración de residuos, centrales eléctricas de carbón, zonas de residuos sólidos, empresas madereras, etc.

Casos de éxito

01. Almacén paletizado

02. Pilas carbón

03. Planta incineradora

04. Área residuos

Proyección óptica de imágenes de gas e inspección de hornos

Las cámaras termográficas pueden visualizar y localizar fugas de gas sin necesidad de detener el funcionamiento.

Con una cámara óptica para detectar gas es muy sencillo analizar continuamente las instalaciones que se encuentran en lugares alejados o en zonas de difícil acceso.

Con la supervisión continua recibirá automáticamente la información pertinente en caso de que se produzca una fuga de gas peligrosa o costosa, de forma que pueda tomar medidas al respecto de inmediato.

Gracias a las cámaras termográficas, podrá supervisar las instalaciones y las tuberías de gas fundamentales de forma continua.

Verá inmediatamente si aparece una peligrosa y costosa fuga de gas, no tendrá que depender más de las inspecciones periódicas.

La supervisión se realiza a una distancia segura sin necesidad de enviar técnicos a zonas potencialmente peligrosas.